lunes, 28 de noviembre de 2011

Servicio en la línea de Port Jervis restablecido

Desde hoy lunes, 28 de noviembre, quedó restablecido el servicio completo del Ferrocarril de Metro-North en la línea de Port Jervis, un mes antes de lo inicialmente previsto y con un coste menor del inicialmente calculado.

Esta línea resultó severamente impactada como resultado de los daños causados en la línea a consecuencia del huracán Irene, en el que se cortó el servicio entre Port Jervis y Ramsey Route 17, sustituyéndose por un servicio de autobuses.

Servicio restablecido en la línea de Port Jervis

Metro-North restablece el servicio en la línea con 26 trenes diarios y 14 los fines de semana. Pueden consultarse los nuevos horarios vigentes aquí (en pdf).

Aunque se restablece el servicio de trenes en la línea, quedan obras por completar, aunque la fecha inicial estimada para finalizarlas se adelantó desde el otoño de 2012 a junio de 2012.

Por este motivo se han establecido restricciones de velocidad en los trenes por lo que los tiempos de viaje son ligeramente superiores a los anteriores a la tormenta. Los trenes con dirección a Hoboken circularán con tres minutos adicionales, mientras que los se dirijan a Port Jervis lo harán con siete minutos extras.

Las restricciones se aplican a un tramo de vía de tres millas y media entre Suffern y Harriman, pues sólo habrá una vía en operación entre Suffern y Sloatsburg, afectando en particular a los siguientes tres trenes:

  • El tren de las 9:20 am en laborales entre Port Jervis y Hoboken operará 26 minutos más temprano. Saldrá a las 8:54 am.
  • El tren de las 8:21 am en laborables entre Hoboken y Port Jervis operará 17 minutos más tarde, saliendo de Hoboken a las 8:38 am.
  • El tren de las 9:30 am en laborables que sale de Hoboken hacia Port Jervis será detenido 20 minutos entre Salisbury Mills y Campbell Hall para permitir el paso de un tren en dirección este.

Esta restricción de velocidad se levantará el próximo 15 de enero, volviéndose a los niveles pre-Irene.

Los costes de reparación se calculan en estos momentos en unos 30 a 40 millones de dólares, una cantidad inferior a los 60 millones inicialmente previstos, según indicó en la nota de prensa el presidente de Metro-North, Howard Permut.

En la fotografía que ilustra la entrada, trabajadores reponen balasto que fue arrastrado por el huracán Irene, el pasado 15 de septiembre, en Tuxedo, NY. (© 2011 Metropolitan Transportation Authority/Patrick Cashin).